Somos un Centro de Liderazgo para mujeres, en la agenda de movilidad sostenible y segura. Nuestra área de experiencia está en la vinculación de competencias y potenciamos las capacidades de liderazgo de las mujeres de la red, al dotarlas de herramientas y contenidos de capacitación, así como mentorías para la implementación de proyectos. El especial énfasis de este centro de liderazgo es la perspectiva de género en la construcción de ciudades incluyentes. Atendida la relevancia de la participación activa de las mujeres en la definición de políticas públicas de movilidad, así como la inclusión de la perspectiva de género en la planeación de los diferentes sistemas de transporte, lo que genera más y mejores oportunidades de desplazamiento, favorece la productividad y el desarrollo económico de los países, permite la mejora del entorno para el desarrollo educativo y empodera a las familias, al tiempo que genera mejoras en la calidad de los servicios.

El plan de trabajo MEM 2019-2021 está basado en 3 Líneas de acción principales:

Valor para CAF, Banco de Desarrollo de América Latina.

Considerando que CAF es un banco de desarrollo conformado por 19 países, 17 de América Latina y el Caribe, España y Portugal y 13 bancos privados de la región y que su objetivo es promover un modelo de desarrollo sostenible, mediante sus distintas acciones e instrumentos, se advierte que el apoyo a la iniciativa Mujeres en Movimiento -especialmente a su programa de liderazgo- representa una oportunidad estratégica para avanzar en sus objetivos, en forma colaborativa.

En efecto, el programa de liderazgo tiene como visión general empoderar a líderes emergentes de los países de Latinoamérica y el Caribe, así como de otros países como España. Está dirigido a mujeres con participación activa en el sector público y privado, proporcionando a través de este programa, las herramientas para consolidar los cambios que dichos países requieren en movilidad sustentable, con énfasis en medio ambiente, energía y transporte.

Desde esta perspectiva el programa de liderazgo de WIM es coincidente con los proyectos que CAF financia o con quienes establece cooperación técnica para promover la inversión, el desarrollo social y económico. En este mismo sentido, destaca el aporte que el Programa de Liderazgo, WIM puede realizar en diversas áreas tales como:

  • Institucionalidad
  • Transferencia de conocimiento y herramientas de habilidades directivas de liderazgo
  • Apertura a redes y mercados internacionales
  • Desarrollo social y protección del medio ambiente
  • Innovación y participación activa en reformas del Estado

Existe por tanto, plena coincidencia entre la estructura del programa y sus objetivos y los aportes que CAF busca realizar en los distintos países, atendido lo cual el apoyo a esta iniciativa permite a CAF ampliar su red con el sector de la academia e investigación, pero aportando adicionalmente la experiencia práctica de las integrantes de WIM y la presencia de esta iniciativa en distintos países en la región.

En efecto, conforme se ha indicado WIM es una Red emergente que se está ampliando y generando sus propias representaciones en los distintos países de la Región.

Por lo anterior, junto con la sinergia en el programa de liderazgo, a partir de él se genera una alianza estratégica permanente con WIM, pudiendo a través de ella CAF posicionarse estratégicamente como líder en la consolidación de la variable género en sus diversos sectores y proyectos.

Lo anterior, conforme sabemos tiene también un directo impacto económico en el desarrollo de los países, específicamente en el aumento de producto interno bruto y el fomento de la participación femenina en estos rubros. Por ello, es fundamental generar acciones por reducir la brecha de género. En cifras: en 170 años (World Economic Forum, 2017) se calcula actualmente tomará reducir la brecha de género; y 21 mil dólares vs 12 dólares es la brecha salarial; el impacto económico mundial es de 26% en el Producto Interno Bruto, PIB (McKinsey, 2015).

Las mujeres no se encuentran en general, en cargos directivos, según datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), por lo cual, invertir en equidad de género no solo es justo, es conveniente por todas las ventajas económicas que ello trae consigo. Asimismo, contribuye a la innovación y mejores ingresos.

Los resultados positivos de la incorporación de mujeres en empresas son también evidentes: ROI (retorno de la inversión) 54% más alto; rendimiento en ventas 43% más alto; 17% en valor de las acciones (McKinsey 2013).

La colaboración estratégica con WIM permitirá a CAF consolidar este posicionamiento, con esta herramienta concreta y con mediciones de lo que el programa de liderazgo permitiría aportar a los países, de forma tal de generar estadísticas y estudios sobre la materia, para mostrar sus efectos concretos a los gobiernos y al sector privado, además de un posicionamiento en los medios de comunicación como un referente en la materia.